Todo pueblo se caracteriza por tener “una  forma de ser propia”, con creencias, costumbres, hábitosvalores muy particulares de los cuales se sienten orgullososque  fueron cultivados por toda su población. Esta forma de ser especial, que diferencia a unos pueblos de otros, es lo que llamamos “cultura”.

Con las empresas sucede lo mismoCada una tiene su  cultura, su  historia  y sus valores; e igual que los pueblos, sólo las organizaciones cuyos colaboradores conocen y cultivan las características de su cultura perduran en el tiempo.

Queremos que conozca nuestra empresa.